‘Goni nunca dijo que iba a vender gas por Chile’

by

La Paz | Rubén D. Atahuichi López  | La Razón (21 oct)
–  A nueve años de la masacre de octubre, en la que murieron al menos 67 personas ante la represión de las Fuerzas Armadas en el campo, El Alto y La Paz, el exmandatario considera que el juicio contra Gonzalo Sánchez de Lozada está sustentado de manera equivocada. Plantear el caso   como delito de genocidio “es un error jurídico” grave. “La palabra genocidio es terrible, brutal, y expresa la decisión consciente de alguien de aniquilar a una comunidad étnica”, argumenta.

Tiene en la memoria casi en detalle lo que pasó en octubre de 2003, cuando sustituyó en el mando del país a Gonzalo Sánchez de Lozada, que el 17 de octubre de 2003 renunció y luego huyó a Estados Unidos. A nueve años de esos sucesos, aclara que su predecesor “nunca dijo que pensaba vender gas por Chile”. Carlos Mesa Gisbert cuenta episodios de aquellos fatídicos días.

En el recuento de esos pasajes de la historia, dice que ese 17 de octubre fue para él “el día más importante” de su vida. “Tuve que asumir una responsabilidad, la mayor en un país,   la de primer servidor público, en un momento tremendamente difícil, quizás uno de los más difíciles de nuestra historia republicana”.

Entonces el país se sumergía en una crisis social y política que, en el afán de ser resuelta, terminó con al menos 67 muertos, todos ellos por la represión de las Fuerzas Armadas a las protestas sociales. Mesa Gisbert considera que esos hechos tuvieron su antecedente en otra crisis, la del 12 y 13 de febrero de ese año, cuando en un refriega militar-policial, originada por el intento gubernamental de un impuesto al salario, murió una treintena de personas en La Paz.

Con esa referencia, el entonces vicepresidente expresó sus reparos a la gestión de Sánchez de Lozada en al menos tres asuntos: la incidencia del ministro Carlos Sánchez Berzaín (que luego de ser alejado en febrero volvió al gabinete en agosto), el uso de soldados en una producción privada de macororó atribuible al ministro Freddy Teodovich y el boicot del Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), el partido gobernante, a la reelección de Ana María Romero de Campero como Defensora del Pueblo…. Ver:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: